Geologia del Parque Nacional Natural los Nevados.

A continuación te presentamos a manera general la geología de 3 grandes montañas del Parque Nacional Natural Los Nevados.

Escrito por: Sebastián Barbosa

Parque Nacional Natural de los Nevados.

El parque Nacional Natural los Nevados (PNNN) situado, sobre el eje de la cordillera central colombiana, se encuentra representado geológicamente por el sistema volcánico Ruiz-Tolima, el cual corresponde a los volcanes de la parte más norte de la cordillera de los andes, algunos alcanzan alturas sobre los 5.000 m.s.n.m. y presentan masas glaciares intertropicales las cuales se encuentra en proceso de retroceso y desaparición desde el ultimo máximo climático (ultima edad de hielo) aproximadamente hace 10.000 años.

El conjunto de características volcánicas y climáticas en el parque de los nevados, se nos muestra con paisajes exuberantes donde encontramos imponentes salientes de roca volcánica (andesitas y basaltos) y extensos depósitos de material piroclástico (cenizas volcánicas) producto de la construcción de los volcanes presentes en el parque, estos se mezclan con el paisaje glaciar labrado por la fuerza de los hielos, generando valles en forma de U, circos glaciares y extensos sistemas de morrenas (depósitos glaciares), además de sistemas de lagunas de tipo glaciar y volcánica.

La majestuosidad de del parque se corona con las aún existentes masas glaciares de los volcanes nevados del Tolima, Ruiz y Santa Isabel, además de cerros con nieves intermitentes como el volcán paramillo del Quindío.

15992227_10154270556463951_2061238645_o

Al fondo se observa la cascada glaciar. Nevado Santa Isabel. 

Volcán-Nevado del Tolima.

Esta majestuosa montaña, también conocida por el nombre indígena de Dulima, es un estratovolcán de tipo andino que alcanza los 5.200 m.s.n.m., caracterizado por su forma cónica, con pendientes altas a lo largo de toda su vertientes y coronado por una pequeña masa glaciar la cual escurre en glaciares colgados de tipo cordillerano (Kraus, Totare y Pijao), haciendo de su cumbre una extensa planicie, cercana la depresión en medio del glaciar donde se encuentra el cráter del Volcán.

Tolima

Volcán nevado del Tolima, se observa su forma cónica y las coladas lávicas de antiguas erupciones

Este es un volcán activo y de comportamiento estable que es monitoreado por el servicio geológico colombiano, su actividad se encuentra expresada en la presencia de aguas termales tales como los Termales del Rancho y Termales de Cañón, junto con emisión de gases como azufre y monóxido de carbono en el sector conocido como el oído por la cara sur del nevado; adicionalmente alrededor en la montaña se observan extensas lenguas de roca (coladas lávicas), conocidas como espolones (Mesetas, Placer, Cerro Negro y El Gusano), las cuales son producto del antiguas erupciones volcánicas; durante su ascenso es posible observar evidencias del paso del glaciar sobre la roca, como estrías (hendiduras paralelas) y bloques errantes.

Cumbre_Nevado_del_Tolima_250

Planicie en la cima del Nevado del Tolima

Volcán-Paramillo del Quindío.

Esta montaña con sus 4.900 m.s.n.m. corresponde a un edificio volcánico en proceso de desmantelamiento donde gran parte de su cráter se encuentra destruido tanto por acción de antiguos episodios volcánicos como por la fuerza erosiva de su extinto glaciar; está catalogado como un volcán activo, pero estable ya que no presenta evidente actividad de emisiones subterráneas (gases) ni cambios en el comportamiento de su cámara magmática, es un volcán dormido.

Sus pendientes altas y la estructura volcánica que aún se preserva evidencian su naturaleza de estratovolcán conformado por grandes masas de roca y capas de materiales piroclástico (cenizas volcánicas) sobre los cuales se realiza el ascenso (zona de los arenales); los sistemas de aristas y las cumbres principal y secundarias en el paramillo corresponden al borde del derribado cráter del volcán, se camina sobre la boca del volcán.

La laguna la leona por el camino de aproximación es una laguna de carácter glaciar, generada por la naturaleza semipermeable y la forma característica de los sistemas de morrenas de frente del glaciar, estos depósitos de roca triturada, arenas finas y ceniza dejadas por en el retroceso de los extintos glaciares en la zona.

IMG_2097

grandes morrenas y depósitos de piroclastos 

Volcán-Nevado Santa Isabel.

Poleka Kasue, Princesa de las Nieves o Doncella de la Montaña llamada así en vocablo Quimbaya, denota la belleza fémina que se le ha atribuido a este volcán-nevado; está conformado por un conjunto de domos de roca volcánica (domos andesíticos) en forma de arco que marcan las tres cimas principales: norte (4964msnm), centro (4934msnm) y sur (5100 msnm), por donde escuren grandes “espolones” de roca basáltica y materiales piroclásticos (cenizas), definiendo una forma alargada, a pesar de que es un volcán activo, su comportamiento es estable.

La masa glacial que corona a esta princesa es la más próxima a desaparecer según el Ideam, hoy solo cuenta con un área glaciar de 1 km2 fragmentada en casquetes aislados que aún se conservan en las zonas de circo glaciar, pero se encuentran evidencias de su antiguo pasado glacial, como importantes sistemas de morrenas y lagunas proglaciares en la zonas cercanas al glaciar.

La laguna del Otún da fe de lo monumental que llegaron a ser los glaciares en esta zona durante el pasado geológico, esta laguna es resultado del peso que propinaban los hielos y junto con su gran poder erosivo rasparon la roca y dejaron gruesos depósitos de glaciar donde se encuentra esta espléndida laguna a 3.950 m.s.n.m., es la más grande el parque nacional natural los Nevados, con área de 1,5 km2 y profundidades de 70 metros.

20170422_124629

Vista del glaciar centro del Nevado Santa Isabel desde la Canaleta de medición del IDEAM. En este punto el glaciar se encontraba en 2003.

 

4 comentarios de “Geologia del Parque Nacional Natural los Nevados.

    • admin dice:

      Gracias Jose por leerlo y por tu comentario, seguiremos compartiendo mucha más información de esta actividad y las montañas que nos apasionan. Felicidades.

  1. Andrés Quintero dice:

    Muy buen escrito. Me gustaría leer más al respecto ¿Podrías recomendarme una bibliografía apta para un no-geólogo?

    Gracias!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *